En la actualidad, la internacionalización de la educación superior, es desde el punto de vista conceptual un ámbito de estudio, debate e investigación, además de un instrumento operativo para el desarrollo institucional, que tendrá cada vez mayor importancia en el futuro, en el que los criterios de calidad, pertenencia y competencia entre universidades serán factores preponderantes en el escenario mundial de la educación superior.

La globalización ha dado lugar a una nueva era en la que dar solución a los problemas de la sociedad depende más que nunca de la cooperación internacional, esto es, retos globales requieren de soluciones multilaterales. A los cambios políticos, sociales y tecnológicos, el proceso de globalización suma el advenimiento de la economía global y, en consecuencia, la creación de un mercado de trabajo internacional. Este mercado requiere profesionales con conocimiento, capacidades técnicas y sociales que les permitan desarrollar su talento en entornos culturales diferentes, atravesando las barreras que anteriormente suponían las diferentes fronteras nacionales. La sociedad del siglo XXI plantea, por tanto, nuevas exigencias a la ciudadanía que solo pueden ser resueltas mediante un nuevo enfoque de la Educación Superior. Este artículo pretende aportar a la reflexión a la luz de una revisión bibliográfica referida a la dinámica de la internacionalización, sus potencialidades y escollos.

Internacionalización de la Educación Superior

La justificación de este proceso gira en torno a cuatro hechos clave:

  1. El reconocimiento de la importancia que tiene para la vida y el desarrollo de nuestra institución, la llamada Internacionalización de la Educación Superior, y como una manifestación clara de la gestión universitaria moderna.
  2. La necesidad de avanzar en acciones claras, concretas, coherentes y sostenibles en el tiempo, que materialicen y garanticen una internacionalización con identidad propia; ya no como una idea distante o anhelo institucional, sino por el contrario en una realidad latente que impregne toda la Universidad y necesariamente se convierte en el centro de la gestión acción académica formal como parte de una nueva cultura con un horizonte más amplio.
  3. La importancia de esa Dimensión Internacional en todos los procesos académicos y su íntima relación con el desarrollo de las capacidades de los jóvenes de hoy y la transformación productiva y social con equidad frente al lento y paulatino avance del país hacia una economía basada en el conocimiento.
  4. El impacto que las nuevas dinámicas de la globalización tienen en el desarrollo regional, especialmente frente a la contribución que las instituciones de educación superior pueden hacer a la innovación empresarial, la economía y el desarrollo sostenible regional, como ese vínculo entre el escalón mundial y el escalón local en las sociedades del conocimiento.

 De acuerdo a la definición del Ministerio de Educación de Chile, la internacionalización de la educación superior “[…] es el proceso de entrega de una dimensión internacional, intercultural o global a los propósitos, funciones y programas de Educación Superior” Por su parte la OCDE se refiere al concepto Internacionalización en los siguientes términos: “un currículo con orientación internacional en contenido y/o forma, que busca preparar estudiantes para realizarse (profesional, socialmente), en un contexto internacional y multicultural, diseñado tanto para estudiantes nacionales como para extranjeros”.

Según OCDE, el fuerte crecimiento de la demanda de la educación superior, se debe a la expansión de la llamada economía del conocimiento, es decir, aquellas economías basadas directamente en la producción, distribución y uso del conocimiento y la información, y que están apoyadas por los rápidos avances de la ciencia y de las tecnologías de la comunicación y la información.  […] "Las necesidades de habilidades de las economías cada vez más basadas en el conocimiento e impulsadas por la innovación han estimulado la demanda de educación terciaria en todo el mundo, mientras que las capacidades educativas locales no siempre han evolucionado lo suficientemente rápido como para satisfacer una creciente demanda interna. El aumento de la riqueza en las economías emergentes también ha llevado a los jóvenes de una clase media en crecimiento a buscar oportunidades educativas en el extranjero.

Al mismo tiempo, factores económicos (por ejemplo, costos de vuelos internacionales), tecnológicos (por ejemplo, la difusión de Internet y las redes sociales para mantener contactos a través de las fronteras) y culturales (por ejemplo, el uso del inglés en el trabajo y la enseñanza) han contribuido a hacer que la movilidad internacional sea sustancialmente más asequible que en el pasado”.

Se estima que hay más de 100 millones de estudiantes, de los cuales, más de 7 millones cursan estudios en un país distinto al de origen.

 La OCDE ha proyectado que el número total de estudiantes con movilidad internacional alcanzará los ocho millones en 2025.

EL DESAFIO DE LA INTERNACIONALIZACIÓN PARA LAS IES (Instituciones de Educación Superior)

“Hoy en día, la internacionalización se refiere a un proceso de transformación institucional integral que pretende incorporar la dimensión internacional e intercultural en la misión y las funciones sustantivas de las instituciones de educación superior, de tal manera que sean inseparables de su identidad y cultura. (…) El proceso de internacionalización debe ser visto como una apertura institucional hacia el exterior y debe ser parte integral de los planes de desarrollo, planeación estratégica y políticas generales de las instituciones de educación superior. (…) La internacionalización es una necesidad insoslayable y un fenómeno irreversible. Al internacionalizarse, la universidad tiene acceso a su vocación primera, la de la universalidad”.

 La experiencia de las IES (Instituciones de Educación Superior) en distintos países, indica que los mecanismos más frecuentes de internacionalización son:

1) MOVILIDAD ESTUDIANTIL: Se refiere, al hecho que los estudiantes, tanto de nivel de pregrado como de postgrado, pueden salir de sus países con el propósito de realizar estudios académicos o experiencias en el campo laboral.

 Las acciones académicas más frecuentes para realizar en el extranjero son un curso o cursos, parte de un programa o un programa completo de estudios, pasantías profesionales y prácticas laborales.

Tradicionalmente, la movilidad de estudiantes se ha realizado a nivel de postgrado, sin embargo, hoy día, hay una fuerte tendencia a desarrollar intercambio en el pregrado.

2) LA MOVILIDAD DEL STAFF ACADÉMICO: El segundo aspecto se relaciona con el desarrollo del recurso humano, el personal que ejerce en educación superior. La movilidad del staff académico ha funcionado, la mayor parte de las veces, bajo la forma de conferencias, visitas. Hoy se constata que existen las investigaciones conjuntas, asesorías a otras universidades u organizaciones, programas de intercambio de académicos, entre otros. Cuando una facultad, departamento o escuela ha logrado un buen nivel de experiencia en un área determinada, es posible establecer programas de consultoría. El desarrollo del personal debiera darse en un marco coherente de la política institucional, incluyendo no sólo al personal académico, sino también al administrativo y técnico.

3) El tercer aspecto mencionado en el concepto de internacionalización se refiere a la INNOVACIÓN CURRICULAR. La internacionalización introduce el desarrollo de programas conjuntos, el tema de las cualificaciones duales, la acumulación de creditaje y los esquemas de transferencia, a la vez que genera nuevas áreas de estudio y de investigación, por lo que las instituciones deben adecuar los procedimientos de administración curricular y docente a las nuevas necesidades. El cambio del currículo puede ir desde modificar el contenido de un curso hasta de un programa completo. La internacionalización de los planes de estudios y los procesos de enseñanza y aprendizaje (también llamados internacionalización en casa), han pasado a ser tan relevantes como el énfasis en la movilidad (tanto la movilidad de grados como la movilidad como parte de un grado obtenido en el país de origen).

INTERNACIONALIZACIÓN EN CASA & INTERNACIONALIZACIÓN EN EL EXTRANJERO

Autores como Jane Knight y Hans De Witt coinciden en que la internacionalización en casa, está mucho más orientada al plan de estudios, es decir, preparar a los estudiantes para ser activos en un mundo mucho más globalizado. Algunas actividades que pertenecen a esta dimensión doméstica son planes de estudios y programas, procesos de enseñanza y aprendizaje, actividades extracurriculares, vínculos con grupos locales culturales o étnicos, y actividades de investigación y académicas, que incluye acciones que ayudan a los estudiantes a desarrollar una conciencia internacional y destrezas interculturales. Un segundo aspecto es la internacionalización en el extranjero, incluidas todas las formas de enseñanza más allá de las fronteras: movilidad de estudiantes y cuerpo académico, y movilidad de proyectos, programas y proveedores. Estos componentes no deberían considerarse mutuamente exclusivos, sino más bien entrelazados dentro de políticas y programas.

 

PANORAMA DE INTERNACIONALIZACIÓN EN LAS IES DE CHILE; EL PROGRAMA LEARN  CHILE- Pro Chile 

Desde 2012 existe en Chile, una iniciativa que cuenta con el respaldo del Ministerio de Relaciones Exteriores a través de Pro Chile   y que ha logrado instalar y consolidar la marca sectorial LEARN CHILE que agrupa a 21 IES que pretenden internacionalizar sus servicios de educación en el mundo. La marca vincula la difusión de los principales atributos de nuestro país como destino para estudiar, y es desarrollada bajo el paraguas de la imagen país. La promoción apunta a mercados donde existe demanda por estadías breves y de intercambio semestral en el extranjero, para realizar cursos de español y cultura latinoamericana y también programas de postgrados cursados en el país.  Para LEARN CHILE […] “El presentarnos a través de una red universitaria apoyada por el Estado establece de inmediato una diferencia positiva frente a nuestros pares internacionales”. De acuerdo a los datos proporcionados en el informe SIES Estudiantes Extranjeros en Educación Superior en Chile 2017, la cantidad de estudiantes extranjeros regulares matriculados en instituciones de educación superior (IES) en Chile, alcanzó la cifra de 19.219, lo que implica un incremento de 674 estudiantes respecto del año 2015 (18.545 estudiantes extranjeros en IES chilenas en 2015).

Considerando el  desafío que tenemos como Universidad SEK en vistas a  revitalizar el proceso de Internacionalización vale la pena reiterar lo que los autores citados, reconocen como los 5 mitos más frecuentes en torno de la internacionalización:

Jane Knight escribe sobre «Cinco mitos sobre la internacionalización». Según la autora, estos mitos son los siguientes:

  • Mito uno. Estudiantes extranjeros como agentes de internacionalización: «más estudiantes extranjeros en el campus van a producir una cultura institucional y un plan de estudios más internacionalizados».
  • Mito dos. La reputación internacional como indicador de calidad: «cuanto más internacional es una universidad […] mejor es su reputación».
  • Mito tres. Acuerdos institucionales internacionales: «cuanto mayor es el número de acuerdos internacionales o cuantas más asociaciones a redes tenga una universidad, más prestigiosa y atractiva es».
  • Mito cuatro. Acreditación internacional: «cuanto más estrellas de acreditación internacional tiene una universidad, más internacionalizada está y, por ello, mejor es».
  • Mito cinco. Construcción de marca global: «un plan de marketing internacional es el equivalente a un plan de internacionalización».

No hay ninguna receta ni un único conjunto de indicadores para una universidad internacionalizada. La internacionalización es un proceso de cambio diseñado a medida para satisfacer las necesidades y los intereses de cada entidad de educación superior. Lo cual requiere que es preciso enfatizar las finalidades académicas y los valores de cooperación, beneficio mutuo y colaboración.

La internacionalización reconoce y toma como punto de partida las prioridades, las políticas y las prácticas locales, nacionales y regionales. Su intención es complementar, armonizar y extender la dimensión local, no dominarla. Celebrar y tomar como punto de partida la cultura y los contextos locales es una norma fundamental de la internacionalización. 

 

 

About the author

AM Arce Ljubetic , Economista de la Academia de Ciencias Economicas de Bucarest Rumania , MBA en Gestion IES por la USEK, Academica, 20 años de experiencia en docencia en IES. 

comments powered by Disqus